Al parecer en este zoológico drogan a los animales a fin de permitir selfies con el público

La verdad es que las imágenes que verás sólo nos permiten inferir que estos animales están dopados, sino de qué otra manera te explicas que puedas acercarte y tocar el pelaje de un león que fácilmente podría con un solo movimiento de sus garras, arrancarte no sólo la ropa sino la piel?

Desde 2014 existen acusaciones contra el zoológico de Luján, en la provincia de Buenos Aires, Argentina, de drogar a sus animales a fin de disminuir así sus instintos de alerta y ataque con el fin de que los visitantes puedan tener la experiencia de adentrarse en sus jaulas, compartir con ellos y además de esto tomarse selfies.

Aunque el zoológico dice que las acusaciones son falsas, la verdad es que las imágenes capturadas no dan para entender algo diferente.

Zoológico privado

El zoológico permite que los visitantes acaricien tigres, leones, elefantes y otros animales.  Desde 1994 el zoológico es privado. Según la revista francesa Paris Match, el zoológico droga y mantiene encadenados a los animales, mientras los aficionados exploran sus espacios y los tocan sin ninguna prevención.

Por otro lado, si uno se mete a la página Trip Advisor y ve las publicaciones de las personas que comentan sobre el zoológico, se podrán encontrar muchas fotografías en las que se ve a los visitantes posando con leones y tigres.

Incluso en Facebook hay usuarios que comparten videos en los que caminan con leones. La organización Animalista Independiente Argentina creó una petición en Change.org con más de 100 mil firmas en la que pide que se cierre este zoológico. Según el colectivo animalista, no es normal que los animales duerman más de 8 horas:

“Es un secreto a voces que los animales están dopados. Exigimos que se investigue lo que ocurre en ese zoológico, que hagan cumplir la ley, que se clausure el acceso de las personas a las jaulas y que se re ubiquen a los animales en santuarios”

Los animalistas exigen que los encargados enfrenten a las autoridades argentinas ya que, según ellos, violan dos leyes:

  • La 12.238 que establece que la alimentación o el contacto con animales salvajes está prohibido en el país,
  • La 14.346, también conocida como ley penal Argentina de Protección Animal, que estipula penas a quien maltrate o cometa actos de crueldad por drogar a las bestias sin fines terapéuticos.

Compártelo con tus amigos.

(Visited 49 times, 1 visits today)